INSCRÍBETE AQUÍ

¿pOR QUÉ ESTAR EN ESTE EVENTO EN MADRID?

LA “PIEL” IMPORTA – Nuestra piel es nuestra carta de presentación, muestra nuestra imagen estética, pero no solo eso, además nos protege de agresiones externas y de las temperaturas funcionando como regulador térmico y de humedad.

De igual manera que ocurre en la naturaleza, cuando hablamos de “la piel del edificio” nos estamos refiriendo exactamente al mismo concepto. La envolvente térmica del edificio debe cumplir todas las cualidades que una piel viva. Ha de ser una barrera física, impermeable, proteger térmicamente, regular la humedad y por supuesto, en el caso de las fachadas, además debe convertirse en seña de identidad por medio de la estética.

Hoy en día la envolvente térmica del edificio ha tomado más relevancia que nunca, debiendo cumplir con las especificaciones requeridas a nivel térmico en el documento DB-HE del CTE, por medio del cual se calcularán los paramentos característicos de la envolvente, además de comprobar la limitación de condensaciones superficiales e intersticiales en los cerramientos y los puentes térmicos.

Son muchos los aspectos a tener en cuenta para realizar un diseño de la envolvente con garantías, por lo que el conocimiento de materiales y técnicas nos ayudará a la toma de decisiones acertadas en la búsqueda del equilibrio estético y técnico.

 

FORMULARIO DE INSCRIPCIÓN
RECUERDA: